Ceremonia memorable en Lisboa

Armonía, fraternidad, amistad y amor unen a los cuatro comendadores así como a todos los HH de los Supremos Consejos de Portugal y España

Nuestros HH. portugueses están de enhorabuena. El pasado día 14 de abril de 2018 quedará para el recuerdo, fecha memorable en la cual se invistió al M.I. y P. H. Manuel Alves Almeida, 33º como Soberano Gran Comendador del “Supremo Conselho para Portugal dos Soberanos Grandes Inspectores Gerais do 33º e Último Grau do Rito Escocés Antigo e Aceite” ante una numerosa representación de HH. europeos y americanos, desplazados para el evento, que resultó espléndido. Asistimos gozosamente a una solemne y cuidada ceremonia de investidura, que ejecutó impecablemente el M.I. y P.H.. Agostinho Garcia, 33º

Los hispanoparlantes tuvimos el privilegio de visitar algunos barrios de la Lisboa medieval acompañados e instruidos por el Gran Escocés de San Andrés, Guillermo Navarro, 29º que siendo aragonés de origen y vasco de vivencia transmite un excepcional amor a las tierras lusitanas en las que reside desde hace muchos años. Justamente, durante estos días tenemos la visita en España del Excmo. Sr. Marcelo Rebelo de Sousa, Presidente de la República de Portugal que ha recibido la llave de oro de la ciudad de Madrid. Él afirmó que los portugueses y los españoles somos, además de vecinos, hermanos, pues son muchos los lazos de sangre que nos unen.

En la imagen, Nuestro QH. Gran Escocés de San Andrés, Guillermo Navarro, 29º nos explica la rica simbología masónica de la Praça do Comércio y a la derecha, la escuadra y el compás en el fuste del monumento ecuestre al Rey José I en la Praça do Comércio

A través de los ojos del QH. Guillermo admiramos los paisajes de Lisboa desde las cumbres de sus colinas y reconocimos la disposición masónica de la estructura arquitectónica y de todos los ornamentos de la Plaza del Comercio, entendida como un templo masónico. Las dos columnas sobre el Tajo, el Arco de la Rua Augusta con la leyenda: “Que las virtudes de los más grandes sean una enseñanza para todos” y si quedase alguna duda, tras contar el número de arcos en cada lado de la plaza, podremos fijarnos en la escuadra y el compás del fuste de la estatua ecuestre del Rey José I

Todos los HH del Supremo Consejo de España hacemos votos por el éxito del M.I. y P. H. Manuel Alves Almeida, 33º en sus múltiples tareas como Soberano Gran Comendador y pedimos al Gran Arquitecto del Universo que le ilumine y aliente en la ejecución de los innumerables trabajos que le transmite el M.I. y P.H. Agostinho Garcia, 33º   Tenemos la certeza de que así será y la seguridad de que habéis acertado en la elección de vuestro Soberano Gran Comendador. ¡Felicidades  HH. del Supremo Conselho de Portugal!

 

 

Los latinos tuvimos un cicerone hispanoparlante que nos hizo disfrutar con la mitología y la historia de Lisboa

Category: